Hace unos días os hablamos de nuestra visita a Ciudad Real. Ya os contamos cómo nos fue por su capital: hermosa gente, gran lugar para desconectar. Hoy os daremos algunas pinceladas sobre la segunda etapa de nuestra visita: Almagro.

Dejamos para un último episodio Villanueva de los Infantes, pues ambas poblaciones merecen sendos capítulos propios.

Almagro, ¿es posible algo tan bello?

Almagro Ciudad RealNo estamos exagerando si decimos que Almagro es la población más bonita de la provincia de Ciudad Real. Sus palacios y casas señoriales, su arquitectura orquestada y armónica, su plaza mayor, su corral de comedias y sus teatros, sus museos, y por supuesto, sus iglesias y conventos. Almagro es perfecta, y estaba ahí (a 20 kilómetros por autovía de la capital) para el deleite de nuestros ojos.

Pero vayamos por partes:Almagro Ciudad Real

Su Plaza Mayor, de inspiración flamenca, debe su belleza a la llegada a la localidad de los Fugger (también podréis verlo escrito como Fúcares, castellanizado), banqueros del mismísimo emperador Carlos I. Su transformación hacia lo que vemos hoy tuvo su origen a lo largo del siglo XVI.

En el centro de uno de los lados del rectángulo que forma la plaza, tiene lugar el famoso Corral de Comedias. Emplazado en un antiguo mesón, su origen data -según fuentes- de finales del siglo XVI. Y, sí, sigue “funcionando” como teatro…

Almagro es muchas cosas, pero sobre todo es teatro

Almagro Ciudad RealEn Almagro se celebra, cada julio, el Festival Internacional de Teatro Clásico más importante… de nuestro planeta. Lleva celebrándose 38 años, coincidiendo con el descubrimiento del Corral de Comedias.

Decenas de miles de personas se reúnen cada edición para asistir a los numerosos espectáculos, eventos y actividades que transforman la localidad en un enorme escenario. Y esto es posible gracias a sus más de 20 emplazamientos adaptados para el teatro y, por supuesto, a su teatro de calle.Almagro Ciudad Real

No queremos desvelarte más. Nos encantaría (si pudiéramos, te obligaríamos) que siguieras nuestros pasos… y lo visitaras este mismo año. Te recomendamos, por supuesto, julio para hacerlo. Reserva al menos un par de días. ¡Ah! y hazlo con tiempo.

Completa tu visita: gastronomía y artesanía

En cualquier caso, sí queremos añadir a esta receta -aparte de algunas de las pinceladas artísticas que te ilustrábamos al principio-, dos ingredientes más:

Almagro también es gastronomía y descanso: Cuenta con un Parador, hoteles y algunos importantes Restaurantes donde podrás degustar la mejor gastronomía de la zona. En cualquier lugar podrás probar los platos manchegos de mayor raigambre: Carnes de caza, comida pastoril y quijotesca, y como ejemplo las migas, las gachas o los duelos y quebrantos.

Almagro Ciudad RealLa comarca, junto a su vecina Bolaños de Calatrava, se distingue además por sus ricas berenjenas aliñadas. Sin lugar a dudas, la mejor combinación para tu cerveza o vino.

Por otro lado, Almagro no sería tal sin su artesanía por excelencia: el encaje de bolillos. De hecho, además del conocido Museo Nacional de Teatro, y entre otros, Almagro alberga el Museo del Encaje y la Blonda. El encaje consiste en entretejer hilos enrollados en bobinas o bolillos. Las mantillas hiladas con esta técnica son muy famosas en todo el país.

Fuente de imágenes: Galería de http://www.ciudad-almagro.com/


Os dejamos un interesante vídeo que, aunque un poco antiguo, te muestra al detalle que es el encaje. También podrás identificar algunos lugares comentados aquí, en nuestro blog, tras nuestra visita a esta preciosa localidad ciudadrealeña.

Deja una Respuesta